CARRUSEL

Hoy empieza todo

A los hermanos y hermanas municipalistas en Cataluña y en todas partes.
A Ganemos, Podemos, IU, EQUO y todas nuestras compañeras de Ahora Madrid.
A la sociedad civil madrileña.
.

.
Los acontecimientos del día de hoy son la expresión del fracaso político del Gobierno de Rajoy para abordar la situación en Cataluña. Son la prueba de que no existe diferencia alguna entre en los intereses del Partido Popular y la acción del gobierno. No hay ninguna intención de resolver el problema, nunca la ha habido. Se trata de generar más dolor y más caos. De evitar cualquier fraternidad.

Las imágenes de miles de personas defendiendo colegios y urnas para que se pueda votar a favor y en contra de la independencia de Cataluña son un ejemplo de resistencia civil pacífica de enorme valor, aparte de lo que cada quien piense sobre el Govern, Pugidemont o el ‘procés’. Cataluña tiene todo el derecho a votar con todas las garantías, a tener un debate político sobre la independencia que posicione democráticamente al SÍ y al NO.

El problema político está en otro lugar: está en un Gobierno dispuesto absolutamente a todo para mantenerse en el poder y en un marco constitucional que no nos deja avanzar. La solución no pasa con construcciones preestablecidas, abramos un proceso constituyente ilusionante, de abajo a arriba, con lógica de ciclo largo y con el 15M como un referente, siempre abierto, de ruptura con el régimen. Si cerramos de antemano este proceso, nos cerramos a la puerta a la política, que es lo se está discutiendo en las calles.

Es inalienable el derecho a decidir sobre el presente y el futuro nuestro y de nuestros hijos e hijas. Sabemos lo que significa no poder transformar una ciudad cuando el gobierno de Montoro le pone una mordaza a los municipios, que no son dueños de sus finanzas. Entendemos perfectamente el deseo de demandar más democracia cuando la ILP de la PAH es despreciada por el Parlamento, cuando mayorías parlamentarias votan contra la LOMCE o la Ley Mordaza, y no se derogan. Cuando nuestras vidas son cada vez más precarias.

Queremos más democracia en Cataluña y en todas partes.

Por eso hacemos un llamamiento a las redes municipalistas para que intervengamos en esta situación. Para que defendamos la democracia, las ciudades y los municipios. Y nos comprometamos a hacer todo lo posible para avanzar en un nuevo marco de derechos y libertades para todo el mundo, en todas partes.

La Constitución no le pertenece a ningún grupo político, ni a ningún gobierno. La Constitución le pertenece al pueblo.

Y sólo el pueblo salva al pueblo. Por el derecho a decidirlo todo.

Cuidaos, cuidad. Hoy no termina nada, hoy empieza todo.